Skip to content

Nómada digital

Mientras navegaba por internet me encontré con un término que era desconocido para mí y que automáticamente me llamó la atención como diseñador freelance que soy. Me refiero a Nómada Digital.

¿Qué es un nómada digital?

Un nómada digital es una persona que no tiene un lugar fijo para trabajar, se pasea por cafeterías, bibliotecas, oficinas co-working o en parques pero con la condición de que tenga acceso a internet ya que, la segunda parte de la palabra, su trabajo consiste 100 % al mundo digital. Este tipo de trabajo es perfecto para escritores, viajeros, bloggers, diseñadores, ilustradores, community manager, diseñadores web o personas que dan clases en línea. Pero lo mejor de todo esto es que, como no se tiene un lugar fijo de trabajo, el nómada digital puede utilizar cualquier sitio para laborar, y con cualquier sitio me refiero incluso a cualquier país.

Imagina por un momento que cargas tu laptop o tableta, tu cuaderno y tu música en la mochila y te vas por el mundo con tu trabajo en la espalda. Puedes escribir en algún café de Inglaterra  , dibujar en una biblioteca cerca de la torre de Tokio, diseñar una página web en una oficina coworking cuya vista refleja el Río Sena, revisar las redes sociales de las empresas de estructuras metálicas en las que trabajas, dar clases especializadas por internet mientras caminas por la muralla china. Todo viajero freelancer tiene ese sueño de viajar y conocer el mundo sin perder el trabajo, sin estar encerrados en una oficina todo el día y con un ingreso económico que permite solventar los viajes en los diferentes países.

Tips para comenzar a ser un nómada digital

Como todo, ser un nómada digital necesita preparación y esfuerzo, sobre todo mucha, mucha organización.

1)         Plan económico

Lo primero es tener ya un ingreso o unos clientes que te permitan tener dinero mientras estas de viaje. Vender tus libros, tus fotografías o tus reseñas también sirve para generar ingresos. Debes tener un plan económico sustentable para poder viajar.

2)         Tus materiales de trabajo

Una tableta que no pese mucho, alguna laptop y un cuaderno accesible para poder cargarlos sin que te pese y te duela la espalda. Fáciles, sencillas y pequeñas para poder sacarlo en el transporte o en algún parque. Recuerda que llevas tu trabajo a todas partes, lo ideal sería que ese trabajo fuera liviano y nada problemático.

3)         Hospedaje y lugares de trabajo

Existen hostales baratos donde podrás quedarte y cafeterías o lugares públicos con acceso a internet pero debes tomar en cuenta que pasar mucho tiempo en un país con moneda diferente puede limitar tu economía por lo que existen casas que rentan a estudiantes o a nómadas digitales donde la paga es accesible. Cuando comiences a conocer el mundo nómada te harás amigo de mucha gente igual que tú que sabrán orientarte.

4)         Viajar despacio

No estás de vacaciones y no tienes un horario que cumplir, por lo que no importa si el avión sale en una semana o debes de irte en tres días. Debes aprender a disfrutar del viaje lento, conocer tus alrededores, explorar calles nuevas y restaurantes nuevos. El viaje lento hará que tu estadía en el país sea placentera, trabajes sin precios y conozcas el lugar en el que te encuentras.

5)         Tómate descansos

Sin trabajo no puedes comer o pagar tu estadía, pero el descanso es importante para que rindas en tus proyectos y en el país en el que ahora vives. Trabaja cinco días a la semana, ponte un horario, sé organizado y conoce el país el fin de semana, lo agradecerá tu cuerpo y mente.

Comments are closed.