Skip to content

Hoja por Hoja Posts

Los verdaderos cuentos

Esta Semana Santa venimos a uno de los muchos maravillosos hoteles en Cancún, donde todas las personas dejan la realidad a un lado y viven en una fantasía por el tiempo que sea que estén aquí.

En este lugar es difícil no vagar en nubes altas cuando toda la belleza del mundo recopilada se resume en un poema de dos estrofas, una encontrándose bajo la arena blanca hecha de polvo de coral y la segunda estando dentro del mar turquesa, cuyo color brilla hasta en las horas de la noche.

playa

Al estar una tarde sentados en el balcón de nuestra habitación tomando una copa de un excelente vino blanco, mi esposa me comentó que la vista que tenemos enfrente parece del cuento de “La sirenita”, debido a su belleza extrema.

Al escuchar esto simplemente sonreí en aprobación, sabiendo que el gran paisaje que se encontraba frente a nosotros era uno que inspiraba nada más que felicidad pura y tranquilidad inquebrantable, cuando en realidad, el cuento de “La sirenita” es un relato melancólico y triste, aunque me gustaría decir que es uno de los relatos más bonitos que haya leído en los días de mi vida, ya que el  autor logra capturar, a mitades del siglo pasado, los misterios del océano que hoy en día conocemos parcialmente, con una prosa tan bella que me marcó de por vida después de haberla leído.

Es necesario decirles, queridos amigos, que los cuentos de hadas que vemos en las películas de Disney, donde el final es feliz para todo el tiempo por venir, no son las versiones reales de los cuentos de hadas escritos por autores cuyas vidas fueron tristes, solitarias y trágicas.

sirena

A su vez, debo decirles que los cuentos de hadas originalmente no fueron escritos para los niños, sino para los adultos y para aquellos cerca del final de la vida, quienes quisieran ser recordados de aquello que hay más allá de lo que el ojo ve y muy cerca de lo que el corazón  y el alma perciben.

Los cuentos de hadas tuvieron un fuerte impacto en los núcleos familiares que fungían no como entretenimiento, sino como una enseñanza de carácter muy serio, además de que el carácter mágico de los cuentos de hadas se exaltaba debido a las circunstancias dentro de las cuales estos se relataban.

Esto es debido a que la convivencia en el medievo era muy distinta a la que tenemos hoy en día, ya que durante el verano era muy escasa, debido a que toda la familia (en la clase plebeya) se levantaban antes que el sol para trabajar la tierra y se dormían al caer éste, dejando poco tiempo para convivir.

Sin embargo, durante los largos y obscuros meses de invierno (que podían durar hasta ocho meses) nadie trabajaba debido al tremendo frío y la familia vivía de lo que habían cultivado durante los meses de luz.

Era durante estos tiempos de obscuridad y crudo frío cuando las familias se sentaban enfrente del fuego a contar aquellas historias que habían recibido de los muchos ermitaños, quienes vagaban solos por el bosque rezando y ayunando por las almas de los hombres y mujeres de este mundo.

hans-christian-andersen

Los cuentos de hadas que antes habían sido relatos de los sabios, cambiaron de genero durante la Revolución Industrial, cuando el tiempo de una persona ahora pertenecía a alguna fabrica o algún patrón y ya no había tiempo para la reflexión, por lo que los cuentos pasaron a los niños como un sillón viejo del cuarto de los padres despojado de su misión.

Sin embargo, grandes autores como Hans Christian Andersen (1805-1875) recuperaron por un tiempo el valor real de los cuentos.

Comments closed

La luna y yo

Toda mi vida al tomar una importante decisión, de esas que cambian el rumbo de tu vida, ha sido por azares del destino o por algún efecto producido por aquella señora de plata, quien me visita siempre en mis momentos más confusos y duros. La última ocasión que algo así sucedió fue cuando decidí vender mi empresa.

Muchas personas no creen o ni siquiera saben sobre el hecho o la teoría de que la luna tiene un profundo efecto en los seres humanos.

luna

La verdad es que la luna no sólo afecta a los seres humanos, sino que afecta también a muchos seres vivos o no vivos, debido al poderoso magnetismo que viaja del espacio hasta nuestras casas, pavimentado por su luz plateada.

La luna es la directora que orquesta el comportamiento de los mares, manejando sus mareas con su simple mirar, una mirada que parte a la obscuridad como una bala a una estatua de porcelana china y se hunde en los mares para darle a las creaturas de las profundidades el mismo gozo que el palpitar de las estrellas nos da a los hombres, mientras tiende un fino tapete de plata, donde se dice que juegan las sirenas y escriben las melodías de sus cantos, capaces de adormecer al viento.

La luna, a su vez, conoce cada rincón de la Tierra mejor que la Tierra misma, ya que ella fue testigo de la creación de nuestro planeta y desde entonces se ha posado enfrente de las estrellas como un ángel de plata, para observarnos con su pálida luz, que se dice que es de donde Dios se inspiró para crear la forma y función de la sonrisa en los humanos.

luna2

Decían también en la antigüedad, que las conversaciones más sabias, donde se hablaba sobre la verdad del destino y los secretos de las profecías verdaderas y falsas, eran entre la luna llena y los gatos que contemplaban la noche mientras el mundo dormía; de hecho, se dice que cuando un gato se sienta en un libro que estamos leyendo, es porque quiere que ese tema se quede solamente entre él y la luna.

Es tal la fascinación que la luna le ha dado al mundo, que los humanos le hemos dado su propia nomenclatura geográfica, tomando sus obscuros cráteres como nuestros mares.

Al noroeste del territorio lunar, en su extremo superior izquierdo, se encuentra el Mar de Humboldt (recuerden que los mares son en realidad cráteres); al noreste, partiendo desde el centro de la luna, se encuentra el Mar de Moscú, orbitado por la Bahía de los Astronautas; partiendo a la superficie lunar por la mitad se encuentra el ecuador lunar por donde cruza, por el oeste, El Mar de la Tranquilidad, que tiene una extraña intersección con el Mar de la Crisis. Al sureste se encuentra el Mar de la Fecundidad, que se encuentra completamente del lado opuesto al Mar de los Sueños.

Esta geografía, una vez que se conoce bien, se puede ubicar al mirar atentamente a la luna, lo que le da un valor agregado de lo que ya tiene.

luna3

Comments closed

Los juicios de Núremberg

Hace unos ocho años tomé una decisión que cambió mi vida por completo, y eso fue tomar unos cursos de inglés online, gracias a los cuales he podido tener acceso a mucha información que antes jamás hubiera tenido, como es el caso de muchos libros que solo están en esta lengua.

Hace poco leí un libro que de no haber sido por saber hablar inglés, nunca hubiera podido leer, ya que solo se encuentra en dicha lengua.

nuremberg-portada

Se trata de un libro llamado The Nuremberg Trials y habla sobre los juicios más famosos de la historia de la humanidad, conocidos como los juicios de Núremberg, enfatizando las experiencias de un psicólogo cuya labor es mantener la salud mental del segundo hombre de Adolfo Hitler intacta, para que la mano de la justicia internacional de los poderes ganadores pudiera acabar con él y con su reputación.

En el año de 1933, tomó el poder de Alemania un grupo de individuos radicales, cuyo objetivo era eliminar a los semitas (judios) del mapa, así como conquistar una gran parte del mundo mediante fuerza hipnótica de la propaganda y por la fuerza, ya que ellos creían que en sus manos estaba el poder de las viejas tribus nórdicas, quienes habían reencarnado para conquistar y tomar todo lo que les pertenecía; este era el partido NAZI.

La mayoría de los militantes de este partido político paramilitar eran veteranos de la  desastrosa Primera Guerra Mundial, hasta entonces el conflicto más sangriento que había visto la historia de la humanidad.

A su vez, estos hombres, gracias a la suprema propaganda de Joseph Goebles, toda la juventud alemana incendiaba con ganas de vengar aquello que se les había quitado gracias al tratado de Versalles, un documento que se encargó humillar a Alemania tras su derrota después de la gran guerra.

Como resultado de esto, los alemanes comenzaron a prepararse arduamente para un nuevo conflicto donde, al corregir los errores del conflicto previo, aplastarían a sus enemigos, quienes a sus ojos se habían enamorado del glamur y habían olvidado su espíritu guerrero que los llevó a la victoria en la gran guerra.

Para el año de 1937, mientras el mundo dormía en sus laureles, todos los ciudadanos alemanes entre las edades de 16 y 50 años estaban completamente listos y entrenados para la guerra, un conflicto que desatarían con unas armas y técnicas que el mundo no conocía.

nuremberg

La tormenta se soltó el seis de septiembre de 1939, cuando la Alemania Nazi invade Polonia, aplastándola con una fuerza casi extraterrestre para los aliados, quienes probarían lo que es un verdadero apocalipsis por los siguientes seis años, durante los cuales Alemania conquistó toda Europa, con la excepción del Reino Unido y la Unión Soviética, quienes pelearon heroicamente por este tiempo, los Rusos teniendo al final del conflicto 25 millones de bajas.

Durante el reinado Nazi, estos acecinaron a 9 millones de judíos, 4 millones de gitanos y a tres millones de homosexuales y personas discapacitadas, convirtiéndole en el genocidio más grande de la historia de la humanidad hasta nuestros días.

Al final de este conflicto, muchas de las cabezas del partido Nazi fueron capturadas y juzgadas en  Núremberg.

Comments closed

La felicidad incondicional

Hace poco fui a un evento escolar de uno de mis hijos, donde habrían de mostrar a los padres todo lo que habían aprendido a lo largo del año y al estar sentado en una de las bancas escolares, me percaté de algo bastante interesante, algo que me ha perseguido a mí y a muchas personas a través de su vida.

Se trata de la incansable búsqueda de la absoluta felicidad, que llene mi camino de laureles de oro y  me exente de todo sufrimiento.

felicidad

Desde que somos pequeños nos han enseñado nuestros padres, así como los padres de estos, que la felicidad depende de los resultados de nuestras acciones.

Cuando íbamos a la escuela nos esmerábamos de una manera extraordinaria para sacar buenos resultados en nuestras materias, a modo de no ser ejecutados por nuestros padres y para poder tener las mayores libertades como resultado de esto.

Al llegar la secundaria y la preparatoria, lo único que nos interesaba era poder salir los fines de semana sin problema alguno, para divertirnos desenfrenadamente en las noches y descansar durante el día, un círculo que hacía del lunes una verdadera pesadilla.

En la universidad, nuestro objetivo óptimo era el obtener buenas notas para poder viajar sin problemas, así como para poder conseguir un buen empleo saliendo de nuestras instituciones.

A comienzos de nuestra vida profesional queremos avanzar en nuestras carreras lo más posible, poder hacernos de suficiente dinero para contraer matrimonio con una mujer bonita  y decente, quien nos pueda dar  unos hermosos hijos a quienes podamos disfrutar y quienes, a su debido momento, nos den muchos nietecitos.

Al ser un poco más grandes, nuestra felicidad yace en poder dar a nuestros hijos todo lo necesario para que puedan crecer y prepararse para convertirse en hombres de bien.

Al pasar un poco más el tiempo, entonces comenzamos a preocuparnos y a basar los pilares de nuestra felicidad en nuestro buen estado de salud, algo que habíamos olvidado por mucho tiempo.

Al pasar más el tiempo, comenzamos a perder a nuestros amigos que se adelantaron y comenzamos a entender que pronto nosotros también nos iremos, probablemente no en mucho tiempo y comenzamos a basar nuestra felicidad en el  aquí y hoy, viendo claramente qué es lo único que verdaderamente tenemos.

Este modo de vida es uno, de cierta manera, natural; sin embargo, a su vez es uno de completa esclavitud ante las circunstancias que nos rodean, haciéndonos prisioneros de factores externos, de los que no tenemos ningún control.

Sin embargo, cómo seria la vida si pudiésemos lograr que nuestra felicidad no esté sujeta a nada más que a nuestra propia alma, dependiendo solo de la naturaleza y del estado de ésta.

Para lograr esto, el ser humano tendrá que lograr encontrar refugio dentro de las profundidades y eternidad de su alma, para de este modo hacer de la vida un espacio donde la felicidad crezca en todos los árboles del reino de nuestra existencia.

Comments closed

Las luciérnagas

Si alguna vez te has preguntado cómo se vería un clan de hadas vagando por la noche, entonces tengo un lugar para ti, donde se te responderá de una manera real y concreta aquella pregunta que visita a los niños con tanta frecuencia, ya que se dice que los niños son los únicos que pueden ver a creaturas de esta naturaleza.

luciernagas

Se trata de dos municipios del estado de Tlaxcala, con el nombre de Españita y Nanacamilpa, donde sucede un acontecimiento durante los primeros seis meses del año, que cualquiera podría tomar como reunión anual de todas las hadas que en sus sueños han visitado las páginas de muchos cuentos que llevan su nombre, ya que éstas son matriarcas de los cuentos, al haber besado muchas veces el corazón de la mente de muchos autores, quienes gracias a ellas han conseguido la inmortalidad de sus obras.

La substancia de las leyendas no es puramente ficción, ya que éstas se basan muchas veces en hechos reales, que a menudo se llegan a transcribir como hechos fantásticos y sobrenaturales, cuando en realidad muchas de las veces son acontecimientos de hecho muy naturales, pertenecientes a los dominios de la química.

En la época virreinal, existía una leyenda de un fantasma que aparecía repentinamente durante las noches frías en forma de una gran flama de fuego de un color parcialmente verde, lo que aumentaba su nivel de fantasía y sobrenaturalidad, esta flama era un signo de buena fortuna.

En la antigua Roma también se tenía la creencia en una flama similar, llamada Ignis Fatuus, que era un espíritu de un demonio que aparecía en forma de flama, cuyo objetivo era perder a los viajeros; sin embargo, ese fenómeno, a diferencia del de la leyenda novohispana, no se posaba en un lugar simple, sino que caminaba lentamente sobre los campos sin quemar nada.

En realidad, se ha descubierto que aquella flama era, en efecto, una causa de buena fortuna, ya que su presencia era causada por químicos expulsados de viejas monedas de oro, que al mezclarse con el oxígeno del aire provocaban una flama, de la misma manera de la que sucede con una pequeña flama y el gas, lo que significa que si aquellos que veían este fenómeno se acercaban y escavaban moderadamente, encontraban un tesoro.

Sin embargo, en el caso de la leyenda romana, de eso no se sabe nada.

Las hadas también han formado una parte importantísima en el mundo de las leyendas, ya que a su alrededor se han escrito y descrito muchos incidentes extraños de naturaleza tanto buena como mala.

Hadas

En Nueva España, en lo que hoy son los municipios de  Españita y Nanacamilpa, se creía que los primeros seis meses del año un clan de hadas se manifestaba a los ojos de los seres humanos, a modo de traerles buena fortuna; sin embargo, la creencia decía también que nunca habría que acercarse de más a aquellas hadas  o jamás regresarían.

Sin embargo, no todas las hadas en el folklor eran de buena naturaleza, ya que en los montes Cárpatos que dividen a los países de Rumania y Ucrania se hablaba de unas luces que se encontraban en el bosque que se robaban a los hombres para estos nunca regresar con sus familias; se decía que aquellas luces eran mujeres hermosas que se alimentaban del amor del sexo masculino después de su muerte, este fenómeno nunca se pudo explicar.

No obstante, el caso Novo Hispano  se trataba de un grupo de miles de luciérnagas, quienes llegan ahí para reproducirse, produciendo un mágico entorno digno de cualquier cuento.

Si quieres ser testigo de la impresionante reunión de luciérnagas, busca vuelos VivaAerobus a la Ciudad de México y de ahí trasládate a Tlaxcala, donde ocurre este maravilloso fenómeno.

Comments closed

Primera edición

El día de ayer fui a la casa de un editor muy famoso, quien es un buen amigo mío y cuyo nombre no mencionaré por respetar su identidad.

Su apartamento está en la prestigiosa zona de Central Park; es de una arquitectura moderna, pero fina, amueblado con muebles minimalistas de colores sobrios y elegantes, cuyo mensaje a cualquier visita es “Aquí es un lugar donde se trabaja el intelecto”.

El apartamento, a decir verdad, es bastante grande, sin ser enorme, y sus terrazas en los cuatro puntos cardinales dan la impresión de estar en una torre en algún gran lugar.

biblioteca

En el extremo derecho del apartamento se encuentra una biblioteca de paredes de madera obscura, resguardando miles de libros y colecciones de enciclopedias, algunas que datan desde la época medieval, escritas, por supuesto, en latín.

En la esquina izquierda de la habitación hay un escritorio hecho de la misma madera y del mismo color que aquellas extraordinarias repisas sosteniendo esos miles de libros.

Del lado opuesto a la cabeza del escritorio están dos sillas inglesas y me invitó a sentarme en una de ellas para aparentemente mostrarme algo y tener una larga conversación, por lo que sacó una botella de buen whiskey  y me sirvió un poco en un baso de cristal de malta.

Al sentarnos me abrió uno de los cajones de su escritorio, de donde sacó un libro de terciopelo negro, en medio del cual se encontraba un anillo en forma de un dragón enroscado.

“¿Sabes qué es esto?”, me preguntó con una ligera sonrisa.

Aunque me intrigaba mucho aquel libro, la verdad era que no tenía ni idea de lo que era o de quién.

Mi amigo se rio y me dijo que era un libro primera edición de El Señor de los Anillos, dedicado a su padre personalmente por J.R.R. Tolkien, el autor de esa gran obra. Esto me impresionó mucho, ya que aprecio mucho esa obra y admiro de sobremanera la manera de escribir de ese autor.

El libro de El Señor de los Anillos no es cualquier  obra de ficción, sino un trabajo estrictamente filológico y filosófico, que terminó, por la obra del destino, convirtiéndose en un Best Seller.

LOTR

Es preciso destacar el hecho de que el autor compuso toda una semántica, gramática, abecedario y caracteres de dos lenguajes; el lenguaje de los elfos y el lenguaje los feroces orcos.

La creación de estos complejos lenguajes fue una inspiración del finlandés antiguo, así  como el sajón viejo (aquel utilizado en el poema de Beowulf).

Las características filológicas de esta obra son tantas, que lectores de profesión filóloga le escribían al autor en esas dos lenguas, utilizando una buena ortografía y reglas gramaticales.

El gran éxito que tiene la obra el día de hoy se debe mucho a las películas de Peter Jackson, que le dieron la vuelta al mundo en un día más de ochenta veces.

En fin, la verdad es que quedé encantado de tener la oportunidad de conversar con mi amigo, así como de encontrarme con dicho libro.

Comments closed

Por dónde comenzar

“Recomiéndame un libro”, es una solicitud que constantemente reciben las personas que admiten su gusto por la lectura. De hecho, a muchos les encanta escuchar tales palabras, porque así pueden dar rienda suelta a todos sus conocimientos literarios.

Sin embargo, a mí no me hace del todo feliz que me hagan tan severa demanda. Y es que recomendar un libro es como presentar a un amigo con esa persona que podría convertirse en el amor de su vida, o ayudarle a elegir ese departamento que se convertirá en su hogar. Me refiero a que no es una simple sugerencia acerca de qué comer o como vestirse un día, sino un comentario con potencial para cambiar una vida, para bien o para mal.

¿Cómo, entonces, iniciar y coordinar un blog de recomendaciones literarias? Con la clara advertencia de que no se trata estrictamente de recomendaciones, sino de invitaciones que sólo deben aceptar en caso de sentir que algo en el libro que comentamos realmente los llama a recorrer sus páginas.

Mi propuesta es que al visitar este espacio, imaginen que pasean por las estanterías de una librería; den un vistazo a todo y déjense atraer por los títulos, las palabras o las imágenes y sigan sus corazonadas para elegir las mejores lecturas. Un libro realmente es como un buen amigo; se le encuentra en los momentos más inesperados y por las razones más extrañas, pero una vez que llega, se vuelve parte imprescindible de nuestra historia.

leer

Leave a Comment